hits counter

Introducción:



¿Qué es una Raspberry Pi?

Es una placa de pequeño tamaño (8,5 × 5,4 cms) que incluye todo un ordenador completo. A estos dispositivos se los conoce por las siglas SBC (Single Board Computer). En su diseño se utiliza un SoC (System on a Chip), que incluye en un solo chip el procesador o CPU, la memoria RAM y la tarjeta gráfica o GPU (VideoCore IV).

Existen varios tipos de placas, pero es el Modelo B el más utilizado por los usuarios domésticos. Este modelo ha ido aumentando la memoria RAM desde los 256 MB del primer modelo hasta 1 GB que poseen los últimos; se han ido ha añadiendo puertos USB hasta un total de cuatro; incorpora un puerto de red Ethernet 10/100 (que comparte con el bus USB), salida de vídeo HDMI y otra salida analógica de audio y vídeo. Como unidad de almacenamiento e instalación del sistema operativo utiliza una tarjeta microSD y se alimenta a través de un conector microUSB, similar al de los cargadores para teléfonos móviles (de 5V y 2,5 mAh). Como sistema operativo puede usar una amplia variedad de distribuciones de Linux (entre ellas, Debian, Ubuntu, Fedora o Arch Linux) u otros sistemas diferentes de éste, como FreeBSD o RISC OS.



Historia

Los primeros diseños se realizaron en el Reino Unido en el año 2006, pero no se empezó a comercializar hasta Febrero de 2012 por parte de la Fundación Raspberry Pi, que es la que se encarga de su desarrollo. Esta primera versión (Modelo B) incorporaba una CPU ARMv6 a 700 MHz y contaba sólo con 256 MB de RAM, ampliada después a 512 MB. Su precio era (y se ha procurado mantener así hasta hoy) de unos 35 € (más gastos de envío).

En Julio de 2014 se presenta una nueva placa, bajo el nombre de Raspberry Pi B+, que es un actualización del anterior Modelo B. Aparte del rediseño de algunos componentes electrónicos de la placa, las diferencias fundamentales entre ambas son la inclusión de 2 puertos USB más (lo que suma un total de 4), la sustitución de la tarjeta SD por una microSD y la fusión de los dos conectores analógicos (audio y vídeo) en un solo conector.

El 2 de Febrero de 2015 salió al mercado otra placa más potente: la Raspberry Pi 2. Visualmente es idéntica al modelo B+ anterior, pero añade dos importantes novedades: una CPU de cuatro núcleos (quad core) ARMv7 a 900 MHz (frente a los 700 MHz de los modelos mononúcleo anteriores) y 1 GB de memoria RAM.

Un año después, el 29 Febrero de 2016 (cuando se cumple el 4º aniversario de la primera Raspberry Pi comercializada por la Fundación), se presenta la Raspberry Pi 3, que se diferencia de la anterior en que incluye una CPU de 64 bits ARMv8 Cortex-A53 a 1,2 GHz, también de cuatro núcleos (quad core), un módulo Wireless 802.11n + Bluetooth 4.1 y un aumento en la velocidad de la GPU. Frente a estas ventajas, este modelo presenta como inconveniente que su CPU y GPU se calientan bastante, por lo que es aconsejable ponerle disipadores (o incluso un ventilador en caso de uso intensivo).

Después de dos años, coincidiendo con el día de Pi (π), el 14 de Marzo de 2018 (3/14/2018 según el formato de fecha anglosajón), se pone a la venta la Raspberry Pi 3+, que es una evolución de la versión anterior con algunos cambios: SoC ligeramente mejorado, con la velocidad de la CPU aumentada a 1,4 GHz, Wireless 802.11ac de banda dual + Bluetooth 4.2, un puerto Ethernet más rápido sobre el bus USB 2.0 (con una velocidad máxima teórica de 300 Mb/s), soporte para PoE HAT (alimentación a través del puerto Ethernet) y ciertas mejoras en el control térmico.

El 24 de Junio de 2019 se lanza por sorpresa la muy esperada Raspberry Pi 4, que por fin incluye las mejoras que se venían pidiendo desde hacía tiempo y que supone la mayor evolución de esta placa hasta la fecha. Estas son sus novedades: una nueva CPU quad core de 64 bits ARMv8 Cortex-A72 a 1,5 GHz, memoria RAM DDR4 (antes era DDR2) de hasta 4 GB, GPU VideoCore VI con soporte para OpenGL ES 3.x a 500 MHz (frente a los 400 MHz del anterior modelo), 2 puertos USB 2.0 + 2 USB 3.0 (con un ancho total de 4 Gb/s a través de un bus PCI Express Gen2), Ethernet Gigabit (10/100/1000) independiente del bus USB, 2 puertos micro HDMI 2.0 con capacidad para reproducir contenido H.265 4K/60 Hz (4K/60 Hz + 1080p o bien 2x 4K/30 Hz), un nuevo conector de alimentación de tipo USB-C, microSD renovada de hasta 50 MB/s de velocidad de lectura (anteriormente llegaba a los 25 MB/s) y Bluetooth 5.0. Por contra, su temperatura de funcionamiento aumenta significativamente con respecto al modelo anterior, el conector USB-C presenta problemas de incompatibilidad y también hay fallos con la UART en los pines GPIO, por lo que se ha anunciado una revisón de la placa para los próximos meses que solucione (o al menos palíe en lo posible) estos fallos.

El contenido de este sitio web es aplicable en su totalidad a cualquiera de las placas Modelo B a las que nos hemos referido en los párrafos anteriores.



Usos de la placa

Esta placa está destinada a desarrolladores y a personas a las que les gusta aprender, experimentar y trastear con ordenadores. Con ella pueden hacerse proyectos de todo tipo, pero la mayoría de los usuarios la utilizan para cosas sencillas y prácticas como por ejemplo las siguientes:

  1. 1.) Centro multimedia y servidor DLNA: se conecta a la TV por medio de la salida HDMI y permite reproducir contenido multimedia en alta definición mediante Kodi, o hacerlo mediante DLNA a través de la red local.
  2. 2.) Servidor de almacenamiento e intercambio de ficheros (NAS), para guardar y/o compartir ficheros dentro de la red local o a través de Internet.
  3. 3.) Nube personal: se le puede instalar un servidor de cloud computing y tener un sistema de nube privada y personal (tipo OneDrive o Dropbox) con todo el espacio que el usuario desee.
  4. 4.) Cliente de descargas Torrent utilizando, por ejemplo, Transmission.
  5. 5.) Servidor web: basta con instalar Apache y, si se desea, también PHP y MySQL para conseguir un sistema completo para webs y blogs, sin necesidad de contratar un hosting.
  6. 6.) Emulación de máquinas recreativas: permite usar juegos de consolas y ordenadores retro (Nintendo, Atari, Sega, Spectrum, Amstrad, MSX,...) instalando sistemas como RetroPie, entre otros.
  7. 7.) Servidor de impresión: mediante la instalación de CUPS podremos crear un servidor de impresión para compartir nuestra impresora USB y poder imprimir desde cualquier dispositivo de la red local.

Debido a su bajo consumo (3 vatios aproximadamente), puede estar conectada las 24 horas del día sin que ello suponga un gasto eléctrico significativo. Además, no necesita usar ventiladores, por lo que es 100% silenciosa.



Imágenes

He aquí varias imágenes de esta placa en las que se ven los distintos elementos que integra y la evolución de su diseño a lo largo de los años:


Modelo B inicial



Modelos B+, 2B y 3B posteriores



Modelo 3B+



Modelo 4B actual